Talleres de respiración consciente

La respiración ha sido a lo largo de la historia, una de las formas más rápidas y accesibles, de conseguir cambios u alteraciones en los diferentes estados de la persona. Son muchas las técnicas que existen a día de hoy para producir desde estados de profunda relajación, hasta estados de extrema excitación.

La respiración consciente es una técnica de respiración rápida, que ayuda a la persona que la practica a alejar sus pensamientos y poder acceder a otras dimensiones del sí mismo, desde donde sanar aquello que le impide vivir de forma satisfactoria consigo mismo y con el entorno que la rodea. A partir de la práctica de la respiración, la persona puede acceder a estados de consciencia que el individuo desconocía o que conocía de experiencias análogas anteriores.

Se pueden dar hasta tres calidades de consciencia: la descarga de tensiones físicas y emocionales, la toma de consciencia de aspectos biográficos que nos tienen atrapados a un patrón emocional y existencial concreto y finalmente, una fase donde  experimentar una gran sensación de paz y bienestar. Y a la par se pueden vivenciar hasta las seis fases de la experiencia transpersonal: activación de imágenes narcisistas; catarsis extática; revisión biográfica; disolución del ego o experiencia de muerte; activación de imágenes arquetípicas y; reconstrucción o renacimiento. 

 

La respiración consciente puede durar entre 30 minutos hasta más de 1 hora,  generando cambios bioquímicos en todo el cuerpo. Se puede producir una ligera alcalosis y una hipoxia reversible, que permiten llegar al estado físico deseado. Con la ayuda de manipulaciones corporales, se induce un estado catártico liberador de tensiones físicas y emocionales para la persona que la experimenta. Se respira por nariz o por boca, siempre por la misma apertura, siguiendo una música que ayuda a guiar la experiencia.

 

Esta inmersión a niveles recónditos de nuestro subconsciente, permite una visión de aceptación de la propia experiencia y de la experiencia con los demás. A nivel personal puede facilitar un profundo recorrido biográfico que ayuda a la persona a ver donde se encuentra atrapada en la vida y cuáles son los miedos que la bloquean para seguir caminando, potenciando la sanación de bloqueos o trastornos, tales como fobias, ansiedad, depresión,.., que pueden estar limitando la vida de la persona. Y en referencia a los demás, a menudo la persona puede experimentar a través de esta técnica, la aceptación de confrontaciones o disparidades de criterios que las mantenían alejadas o distantes.

 
 

Sesiones de meditación guiada

La meditación es una técnica que apareció hace miles de años en la India, de allí se fue extendiendo a través de prácticas filosóficas y religiosas por Oriente y posteriormente por Occidente. Actualmente se conocen en todo el mundo estas prácticas que tienen por finalidad conseguir estados de paz y conexión con el ser, desde el silencio y la dirección de la atención.

Sabemos que hay personas que desconocen estas prácticas, pero también sabemos de su potencial y del recurso que puede ser en un momento dado. Por esta razón desde la  Asociación Cultural SomRIU, facilitamos breves sesiones de meditación guiada al iniciar el día y/o al finalizarlo, para que las personas que participan en ellas, puedan aprender o vivenciar estados de consciencia libres de pensamientos. Esta técnica permite que las personas que la practican se sumerjan en una experiencia intrínseca, a través del  mundo de sensaciones y percepciones que la persona vivencia en el momento presente, sin juicios ni necesidad de que sea diferente de lo que está siendo. Es importante tener en cuenta que esta forma de trabajar la atención (uno de nuestros dones más preciados, si sabemos utilizarlo), puede resultar una semilla que a medida que crece nos invade de presencia y calma interior para afrontar posteriormente nuestro día a día.

Practicamos diferentes tipos de meditación, desde meditaciones estáticas, que se realizan sentados en banquetas o cojines especiales y, en algunos casos si la persona lo prefiere, tumbados en el suelo; hasta meditaciones dinámicas que pueden realizarse en el interior de las instalaciones o alrededor de ellas. Ambas pueden ser útiles, aunque hay personas que tengan preferencia por unas u otras. Desde la asociación, elegimos las técnicas que conocemos y que pueden ser más favorables para el grupo de personas con el que estamos trabajando. Por supuesto si se trata de una práctica individualizada, podremos focalizarnos en la necesidad del individuo, renunciando a la riqueza que supone una meditación grupal. 

 

Son muchos los beneficios que puede aportarnos la práctica meditativa. Su práctica suele conllevar una respiración más lenta y un estado de relajación muscular que permiten: reducir la actividad del sistema nervioso simpático; reducir los efectos del estrés en personas saludables; disminuir el ritmo cardíaco y la presión arterial; hasta producir cambios en el flujo sanguíneo hacia el cerebro y en los patrones de las ondas cerebrales. Todo ello conlleva un estado de sanación, que puede tener afectación para diluir alergias, arritmias,  enfermedades crónicas, trastornos mentales,…

 

Visualizaciones y ejercicios experienciales

Las visualizaciones y los ejercicios experienciales son técnicas que se utilizan en los ejercicios de los talleres que proponemos desde la asociación, aunque pueden ser propuestos fuera de estas actividades de forma puntual.

 

A partir de las visualizaciones, los participantes pueden imaginar y sumergirse en diferentes situaciones para tener experiencias completas a través de los tres sistemas básicos que conforman el ser humano: la fisiología, las emociones y la mente. A partir de un estado previo de relajación y por ello de un estado que nos permite conectar con las ondas cerebrales alfa, podemos adentrarnos en un mundo de percepciones, permitiendo que nuestros sentidos (visión, tacto,  gusto y olfato) confluyan para viajar en nuestros estados emocionales y provocar así cambios en nuestro cuerpo.

Los ejercicios experienciales propuestos, suelen ir más allá de las visualizaciones, que normalmente se realizan en un estado de quietud y tumbados en una colchoneta, a la vez que se realizan de forma individual. Sin embargo estos ejercicios, suelen ser dinámicos y pueden realizarse en pareja o grupalmente, con el objetivo de conseguir estados de apertura, aceptación y de toma de consciencia.

 

La  práctica de estas técnicas puede ayudarnos a sentirnos más cerca de nosotros mismos y así aumentar la cantidad de células del sistema inmunológico, favoreciendo la salud; aumentar el bienestar general del cuerpo y reducir el estrés y la depresión.

 

Estancias de calma y Retiros de silencio

Vivimos en un mundo que propicia olvidarnos de nosotros mismos, por el exceso de estímulos externos y tensiones internas que nos produce el ir corriendo a todas partes sin poder atender nuestra propia idiosincrasia. El siglo XXI se ha caracterizado por un alejamiento de la naturaleza y una posterior tecnologización, que tiene como consecuencia sentirnos vacíos, por muchos bienes y propiedades que tengamos. Cada vez son más necesarios, espacios que nos permitan un estado de conexión con nosotros mismos, que nos permitan sentirnos vivos de nuevo.

 

Desde la Asociación Cultural SomRIU, ofrecemos estancias de calma o retiros de silencio, con la finalidad que las personas puedan vivirse a sí mismas en un entorno natural privilegiado en medio de los puertos de Beceite. La propuesta que se ofrece, es salir de la actividad de la vida diaria, de relaciones superfluas y sin profundidad, para adentrarse a un espacio libre de presiones y tensiones emocionales y de conexión consigo mismas.

 

Estas estancias pueden ser en silencio o no, aunque la falta de ruido externo, conlleva a  una apertura interior y por ello generalmente a una aproximación vivida del silencio alejada del ruido al que estamos acostumbrados mayoritariamente.

 

No hay una sola forma para tener esta vivencia. Se puede realizar de diferentes formas: descansando, meditando individual o grupalmente, caminando por la naturaleza, leyendo, trabajando en el huerto,…

Clases de Hatha Vinyasa Yoga

El yoga es una técnica milenaria de trabajo corporal que permite a quien lo practica conectar estrechamente con su auténtica naturaleza, proporcionando una sensación de plenitud, enriquecimiento interior y confianza. 

 

Debido a que surgió en Oriente, donde la forma de convivencia y culturas distan de la nuestra, tiene amplios beneficios como puede ser: ayudar a reducir el egoísmo, calmar los pensamientos y permite conseguir la distancia justa con las emociones negativas, aproximándonos a la vivencia de la felicidad eterna.

Es una forma de conseguir recursos y vivenciar el desarrollo de la fuerza de voluntad y responsabilizarnos de nuestra propia vida.

La práctica del yoga en general, permite afrontar todas las situaciones de la vida, incluso las mayores crisis, con claridad y serenidad. Además, el yoga hace a quien lo practica más sensible a los ritmos corporales y las sensaciones de los sentidos, desarrollando también la facultad intuitiva. Pero lo más significativo es que el yoga te pone en contacto con tu realidad espiritual que es fuente primera de la mente y la conciencia.

 

En la asociación cultural Som RIU ofrecemos clases semanales de Hatha Vinyasa Yoga con la finalidad de conseguir la unión y equilibrio entre mente, cuerpo y espíritu. Esta modalidad de yoga, contempla el movimiento enlazado con la respiración combinando: la respiración consciente; la fluidez y la quietud; la alineación física y energética; y la mente enfocada.

 

A través de la respiración consciente, nos proporciona presencia, energía y salud; a través del trabajo de la fluidez y el calor aporta movilidad, fuerza, flexibilidad y purificación; la quietud nos aporta consciencia, calma mental y beneficios en los diferentes sistemas del cuerpo (nervioso, circulatorio, endocrino, etc.); los principios de alineación física aportan integridad a las posturas, salud y movimiento energético al cuerpo. La mente enfocada nos permite llevar la mirada al interior, expandir la consciencia y acercarnos a un estado de paz mental.

 
 

Trabajo en el huerto

El trabajo espiritual no queda completo si no se combina con el trabajo del mundo material. Por esta razón, el trabajo en el huerto puede sernos de gran utilidad. En el huerto podemos encontrar una metáfora muy elocuente de lo que simboliza nuestro paso por la vida, incluso del mundo de relaciones que experimentamos a diario. Antes de plantar una semilla, preparamos la tierra para crear las condiciones que le permitirán desarrollarse y sólo con el cuidado y la atención necesarias, seguirá creciendo hasta ofrecernos los maravillosos frutos de los que podremos alimentarnos. 

Con el huerto podemos vivir las diferentes estaciones, los ciclos de la vida, los procesos naturales, las necesidades y los cuidados que tenemos que facilitar para conseguir nuestro objetivo y el mundo relacional de vida que interactúa por encima y por debajo de la tierra para  conseguir un ecosistema sano y funcional. Consideramos esta agricultura como un organismo complejo que se nutre a sí mismo.

 

Desde la asociación cultural SomRIU proponemos una alimentación sana y ecológica. Somos conscientes de la importancia del alimento y por ello cuidamos que éste sea de la mayor calidad y frescura posibles. Cultivamos nuestras propias hortalizas de forma totalmente ecológica, evitando fertilizantes artificiales, pesticidas y herbicidas tóxicos, con la finalidad de respetar los ritmos de crecimiento de las plantas e intervenir externamente lo necesario e imprescindible. 

 

Tenemos mucho que observar para seguir aprendiendo de la naturaleza y por ello decimos que la participación en las tareas del huerto es potenciadora de la toma de consciencia. El contacto con la tierra, el uso de nuestras propias manos, la observación de las diversas técnicas de cultivo,…  nos permiten explorar y observar nuestras sensaciones y reacciones al entrar en contacto con un entorno y actividad diferente al que estamos acostumbrados.

 

Sesiones de acompañamiento psicoterapéutico

Desde la asociación cultural Som RIU ofrecemos algunos recursos externos que pueden ser beneficiosos por el tipo de trabajo que se ofrece. Uno de ellos son las sesiones de acompañamiento terapéutico para facilitar a las personas que lo solicitan una guía u orientación sobre el proceso que están viviendo. 

A través de las técnicas que se usan en las dinámicas grupales que ofrecemos desde la asociación, a menudo se produce una fuerte movilización de material inconsciente al que no solemos acceder en la vida diaria, es por esta razón que las sesiones de psicoterapia, pueden ayudar a comprender el simbolismo de este material o incluso, para acompañar estados emocionales que pueden surgir con gran intensidad. 

 

El abordaje psicoterapéutico que se propone contempla una perspectiva sistémica que tiene en cuenta el mundo relacional de la persona que asiste a la sesión. A través de esta propuesta, pretendemos que las personas consigan los recursos necesarios para poder integrar las experiencias vividas de una forma armónica y satisfactoria. 

 

Es importante especificar que una de nuestras prioridades consiste en que las personas tengan experiencias seguras y enriquecedoras y por ello ponemos un meticuloso énfasis en cerrar los procesos que abrimos en nuestros trabajos, pero si consideramos necesario algún tipo de seguimiento también lo ponemos al alcance para poder conseguir nuestro objetivo. 

C/ Villanueva, 83 | BECEITE 44588, TERUEL | acsomriu@gmail.com | Tel: 644 10 88 80

© 2018 by BD web services

  • White Facebook Icon
  • White Instagram Icon
  • White YouTube Icon
  • White Twitter Icon
  • White Vimeo Icon